Adán Chávez: Hugo Chávez seguirá siendo un líder espiritual para los revolucionarios

Adán Chávez: Hugo Chávez seguirá siendo un líder espiritual para los revolucionarios

Versión para impresiónSend by emailPDF version

El vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) región Los Llanos, Adán Chávez, expresó este sábado que el líder de al Revolución Bolivariana, Hugo Chávez, seguirá siendo un líder espiritual para la fuerza revolucionaria.
"Chávez revolucionó la forma de hacer política revolucionaria, pero fue y seguirá siendo sobre todo un líder espiritual, un paradigma moral", manifestó durante su intervención en la instalación del III Congreso del Psuv en la Sala Ríos Reyna del Teatro Teresa Carreño, en Caracas.
En este sentido, recalcó que para que el Congreso sea coherente con el legado de Chávez "lo más importante es serle fiel a su espíritu con unidad y disciplina, con flexibilidad y firmeza, convencidos que la realización de su legado solo puede ser la obra conjunta de nuestro partido, del Gran Polo Patriótico, de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y del pueblo consciente y organizado, que jamás renunciará a sus conquistas y a la épica de la Revolución".
En trasmisión de Venezolana de Televisión, Chávez comentó que el Congreso "tiene lugar en un momento singular de la historia patria; la capacidad de resistencia, el pensamiento creador, la lealtad a los principios y a la confianza de nuestro pueblo en sí mismo atraviesa por una de las pruebas más duras de la historia revolucionaria: la desaparición física de su líder eterno".
Explicó que aunado a la partida física del Comandante Chávez se encuentra la coyuntura de la contraofensiva imperialista contra la Revolución Bolivariana, utilizado como instrumento a la oposición venezolana.
Sin embargo, todas las acciones para debilitar a la Revolución llevaron al "fracaso rotundo" del imperialismo y la contra revolución. "Pero el adversario aún no ha sido derrotado en el plano estratégico y debemos esperar nuevas embestidas", advirtió.
Chávez afirmó que el proceso revolucionario avanza hacia una nueva etapa, cuyos objetivos están plasmados en el Plan de la Patria: Defender, expandir y consolidar la independencia nacional; dar continuidad al proceso de construcción del socialismo bolivariano; convertir a Venezuela en una potencia social, económica y política; contribuir al desarrollo de una geopolítica internacional en un mundo multicéntrico y pluripolar; preservar el planeta y salvar la especie humana.
Acotó que para lograr todos estos objetivos se deben tensar las fuerzas revolucionarias, consolidar el liderazgo y fortalecer el partido y sus nexos con el resto de los partidos y frentes sociales que integran el Gran Polo Patriótico, así como potenciar el Poder Popular y las organizaciones autónomas del pueblo, para "enfrentar unidos los retos económicos, políticos y sociales de envergadura que se alzan ante nuestra Revolución".
En el III Congreso del Psuv, que finalizará el 31 de julio próximo, participan 900 delegados, de los cuales 537 forman parte de la representación de las bases del partido, responsables de las más de 25.000 propuestas destinadas al debate y que apuntan a reforzar la eficiencia de las instituciones del Gobierno Nacional.