Salida de Timoteo Zambrano revela que la MUD no quiere diálogo

Se impuso línea dura

Salida de Timoteo Zambrano revela que la MUD no quiere diálogo

Versión para impresiónSend by emailPDF version
La decisión, que implicó la remoción de Timoteo Zambrano, fue informada el lunes/ Foto: Archivo
Yvke Mundial/ CCS

La decisión de la llamada Mesa de la Unidad Democrática(MUD) de designar como su coordinador de asuntos internacionales a Jesús Torrealba podría colocar a la coalición de derecha en una situación de aislamiento.

Esto en virtud de la falta de experticia del secretario de la alianza, así como por la ausencia de vinculaciones con el área de las relaciones internacionales.

La decisión, que implicó la remoción de Timoteo Zambrano, fue informada el lunes y refleja que se impuso una línea dura que rechaza la posibilidad de un diálogo como el que se venía adelantando entre delegados de la MUD y del Gobierno venezolano, con la mediación de representantes vinculados con la Internacional Socialista, como es el caso del expresidente español, José Luis Rodríguez Zapatero.

Zambrano, quien en nombre del partido Un Nuevo Tiempo participa en los mecanismos de la organización mundial de la socialdemocracia, había sido promotor de la opción de la intervención política internacional.

Asimismo se pronunció en contra de la decisión del Mercosur de vetar a Venezuela el próximo 1 de diciembre, del ente supranacional, si no se adecúa al ordenamiento jurídico del bloque suramericano, lo cual generó su descalificación por parte de los sectores más extremistas.

Torrealba no acredita formación ni experiencia en la materia internacional, además de no ser parte de un partido que integre alianzas con sus similares de otros países.

Además de impedir la mediación internacional, el cambio podría pretender tomar control de aportes financieros que provengan de gobiernos y organizaciones políticas que respaldan las opciones antichavistas. Especialmente si se toma en cuenta el avance de sectores abiertamente de derecha que han tomado el poder en Argentina y Brasil y que, en el caso de España, mantienen sus posiciones.

Se trata de sectores que adversan, en sus respectivas localidades, a los factores socialdemócratas y de centroizquierda.

Por otro lado cabe destacar que en Venezuela hay cuatro partidos en la Internacional Socialista. Uno de esos, el MAS, no está en la MUD, y otros dos, AD y Voluntad Popular, han adoptado posturas decididamente conspirativas. Solo UNT había sido partidario del diálogo, por lo que la defenestración de Zambrano tendrá consecuencias más impactantes.

Compartir esta Noticia

Categoria:

Dejanos un comentario