Marcharon en Argentina para exigir justicia por joven venezolana violada

Ante el Palacio de Justicia

Marcharon en Argentina para exigir justicia por joven venezolana violada

Versión para impresiónSend by emailPDF version
Foto: Telam.com.ar
Yvke Mundial/AVN

Familiares y allegados a la joven venezolana de 18 años — que fue drogada y violada la semana pasada — marcharon este lunes hasta la puerta del Palacio de Tribuales, en Argentina, para pedir justicia contra el comerciante Irineo Garzón, quien se encuentra libre.

De acuerdo con la agencia de noticias Télam, los familiares y allegados repudiaron, además, las declaraciones brindadas por Garzón, quien señaló que este acto fue "consensuado". 

El propio defensor de Garzón Martínez, el abogado Osvaldo Cantoro, contó este mediodía al canal A24 algunos detalles de la declaración de su cliente y dijo que la versión de la víctima "es todo mentira".

"Ella tuvo una relación sexual consentida con mi cliente. Le pidió plata por una relación. Ella se le ofreció sexualmente. Primero le pidió 4.000 pesos, después 5.000", afirmó el abogado, citado por la agencia de noticias argentina. 

Irineo Humberto Garzón Martínez, el comerciante acusado de haber drogado y abusado de una joven venezolana de 18 años en su local del barrio porteño de Balvanera, negó este lunes los cargos ante la Justicia, acusó a la denunciante de mentirosa y dijo que tuvieron relaciones consentidas, informaron fuentes judiciales y su propio defensor.

La ampliación de la declaración indagatoria, que había sido pedida por la defensa del propio imputado, fue realizada este lunes a la mañana a través de una videoconferencia vía Zoom de la que participaron la jueza Karina Mariana Zucconi, la fiscal Silvana Russi y sus abogados.

"Brindó una declaración indagatoria esperable para cualquier imputado que se defiende y no declara bajo juramento de decir verdad. Reconoció el encuentro y que eso derivo en una relación sexual consentida", dijo a Télam una fuente judicial que participa de la investigación.

Se trata de la primera versión que el comerciante peruano brindó ante la Justicia, ya que en su primera indagatoria, se había negado a declarar.

Por su parte, la madre de la víctima, Thaís Campo, instó a la jueza  jueza Karina Zucconi a detener al imputado, para que se haga justicia. 

"Que haga lo que corresponde que es encarcelar a este violador. Las pruebas las tienes Karina, entonces haz tu trabajo por favor", le dijo Thaís Campo a la magistrada, quien dejó en libertad al comerciante por "no contar  con antecedentes penales". 

Por su parte, Diego Marías, consejero de la Magistratura de la Nación, presentó este lunes ante el órgano una denuncia por "mal desempeño" contra la jueza Zucconi, al señalar que la magistrada demostró un "desprecio de circunstancias objetivas" que "tornaban inviable" la libertad del comerciante acusado de violar a la joven venezolana.

El pasado 23 de enero, la joven de 18 años asistió a una entrevista laboral y ese mismo día comenzó a trabajar. Una vez en el lugar, la joven le envió a su progenitora un mensaje con la foto del frente del local y los datos exactos de la ubicación.

Durante la jornada, el empresario le habría ofrecido insistentemente bebidas a la joven, hasta que ella le aceptó un vaso de agua. Minutos más tarde, la víctima comenzó a sentirse mareada, por lo que decidió enviarle un mensaje a su hermana informándole la situación. 

Compartir esta Noticia

Categoria:

Dejanos un comentario