Los chalecos amarillos llevan su protesta frente a la sede de la ONU

En Ginebra

Los chalecos amarillos llevan su protesta frente a la sede de la ONU

Versión para impresiónSend by emailPDF version
(Foto. Cortesía)
N24

Varios centenares de “chalecos amarillos” se manifestaron hoy frente a la sede europea de las Naciones Unidas en Ginebra con el objetivo de denunciar la brutalidad policial contra las manifestaciones organizadas en la vecina Francia durante los últimos tres meses.

Venidos sobre todo de localidades francesas cercanas a Ginebra, como Lyon, Annecy o Albertville, los manifestantes se concentraron en la Plaza de las Naciones, habitual escenario de protestas junto al homónimo palacio donde se encuentran las oficinas suizas de la ONU.

“Venimos a denunciar la violencia contra los ‘chalecos amarillos’, una violencia que yo mismo he sufrido”, contó a Efe Gérard, un mecánico lionés que relató cómo los antidisturbios respondieron a varias manifestaciones de Lyon con golpes de porra y granadas lacrimógenas.

“Demostramos que no éramos violentos pero nos empujaron desde la plaza Bellecour (en el centro de Lyon) a la carretera, poniendo en peligro también a los conductores”, relató.

Los manifestantes portaron hoy pancartas en las que se pedía la dimisión del presidente francés, Emmanuel Macron.

También mostraron imágenes de varios de los 1.600 “chalecos amarillos” heridos desde noviembre y recordaron con cruces también amarillas a algunos de los cerca de 20 fallecidos en las protestas, como la anciana de 80 años muerta hace dos semanas en Marsella por el impacto de una bomba de gas lacrimógeno.

“Aquí (en Ginebra) normalmente se manifiestan gentes de todo el mundo contra las dictaduras, y Francia lo es hoy en día, una dictadura violenta”, señaló otro de los manifestantes, Thierry, del colectivo Solidaridad y Resistencia de Annecy.

“En Francia hay un ataque contra la libertad de pensamiento, pese a ser el país donde nacieron los derechos humanos”, comentó a Efe mientras los manifestantes comenzaban a cantar consignas de apoyo a la causa.

Thierry añadió que se había querido llevar también la protesta a Suiza para denunciar la implicación de ese país en la represión a los “chalecos amarillos”, ya que parte del armamento de los antidisturbios franceses, incluyendo los rifles lanzadores de pelotas de goma, es fabricado en este país vecino.

Categoria:

Dejanos un comentario