Galletas de limón super fáciles y deliciosas

Ideal para los más pequeños de la casa

Galletas de limón super fáciles y deliciosas

Versión para impresiónSend by emailPDF version
Foto: Referencial
Cocina y Vino

Un dulce es ideal para merendar, desayunar o para darse un gusto a cualquier hora del día. En la tarde es costumbre en muchos países, acompañado de un buen té. Precisamente de allí provienen las galletas de limón, aunque existen diferentes versiones. Se puede utilizar aceite de girasol en lugar de mantequilla y harina integral para sustituir la harina blanca, y hacerlas más saludables.

Ingredientes (para 20-24 galletas)

  • 190 gramos de harina integral de trigo

  • 1/2 cucharadita de polvo de hornear

  • 1/2 cucharadita de bicarbonato

  • Una pizca de sal

  • 115 gramos de mantequilla a temperatura ambiente

  • 100 gramos de azúcar

  • Ralladura de limón

  • 2 huevos

  • 1 y 1/2 cucharaditas de extracto de vainilla

  • 130 gramos de azúcar glass

  • 1 taza de yogur

  • Zumo de un limón

Preparación

  • Precalentar el horno a 170 ºC. En un bol pequeño, combinar la harina tamizada, el polvo de hornear, el bicarbonato y la sal.

  • Aparte, en otro recipiente, añadir los ingredientes restantes, empezando por la mantequilla a temperatura ambiente y el azúcar. Con una batidora, mezclar bien hasta obtener una pasta ligera y esponjosa. Agregar la ralladura de limón, los huevos, el extracto de vainilla y el yogur, y batir a velocidad media.

  • Sumar los ingredientes secos y continuar procesando, hasta conseguir una masa pegajosa y blanda.

  • Cubrir una bandeja de hornear con papel vegetal y con una cuchara verter el preparado dejando espacio suficiente para que las galletas no se peguen.

  • Hornear durante 10 minutos o hasta que adquieran un tono dorado.

  • Retirar del horno con cuidado y ponerlas sobre una rejilla.

  • Mientras se enfrían, hacer el glaseado con el azúcar glass, una pizca de sal y el zumo y la ralladura del limón.

  • Antes de bañar las galletas, asegurarse de poner debajo un plato para no manchar la mesa.

  • Esperar a que el glaseado se seque, y servir.

Etiquetas:

Categoria:

Dejanos un comentario