Acusa a Carolina Herrera de copiar diseños mexicanos para su colección

Se envió una carta a la casa de modas

Acusa a Carolina Herrera de copiar diseños mexicanos para su colección

Versión para impresiónSend by emailPDF version
(Foto. Archivo)
SinEmbargo

La Secretaría de Cultura del Gobierno de México acusó a la compañía  Carolina Herrera de apropiación cultural.

De acuerdo con información publicada por el diario español El País, el Gobierno mexicano, a través de la dependencia a cargo de Alejandra Frausto, envió una carta a la casa de modas para pedir explicaciones por la colección “Resort 2020″.

De acuerdo con el diario español, el Gobierno mexicano pide en el documento que Carolina Herrera explique los motivos por los cuales incorporó elementos de trajes típicos mexicanos en dicha colección.

A cargo del diseñador Wes Gordon,  la colección “Resort 2020” “nos obliga a hacer un llamado de atención y poner en la mesa un tema impostergable”, señala la carta citada por El País.

Los elementos a los que recurrió Gordon incluyen  patrones que están ligados a pueblos indígenas de México, por ello, el Gobierno mexicano pide a la casa de modas explicar “públicamente” los motivos por lo que fueron utilizados.

La carta hace referencia a un vestido blanco con bordados en forma de animales entrelazados con ornamentación floral, “bordado proveniente de la comunidad de Tenando de Doria”, señala el documento al que tuvo acceso El País.

OTRAS POLÉMICAS

En septiembre de 2018, se informó que algunos de los estampados de la compañía Zara eran similares a los que se producen en Aguacatenango, un humilde poblado de Chiapas.

Las artesanas encargadas de dichos bordados, junto a la ONG Impacto, denuncian el reciente “plagio” de uno de sus trabajos tradicionales por parte de la firma de ropa.

“Hace dos años vinieron unos chinos, nos exigieron mucho trabajo, nos pagaron muy poco, vinieron solo dos veces y ya no aparecieron más”, apunta a eldiario.es una de las tejedoras, María Méndez, sobre la que es su principal hipótesis del origen del plagio denunciado, aunque también apuntan que podrían haberlo “robado” de imágenes en redes sociales.

Los efectos, denuncian, son dañinos para la frágil economía de la comunidad. “Nos afecta bastante porque la gente ya no nos compra a nosotras porque lo pueden encontrar en una tienda o ya nos dicen que son parecidos. Perdemos ese beneficio, que es nuestro principal sustento en el hogar”, cuenta María, de 39 años y madre de siete hijos.

Categoria:

Dejanos un comentario